fbpx

Estudiantes con faldas: jóvenes españoles protestan contra la homofobia y asisten a clase con falda.

Mikel es un joven estudiante que vive en Bilbao, España. Él dio origen a una revolución que dio la vuelta por todo su país y repercutió en varios otros países del mundo.

“Me apetecía ir a clase con una falda, ya está, no hay más. Encima vi este movimiento feminista en el que los tíos estaban llevando falda en otros países y dije, pues vamos, un plus”, explicó en un video que difundió por TikTok.

@mikelgmz

No me daba tiempo a contarlo todo☠️#parati

♬ original sound – Mikel Gómez
Fuente: mikelgmz

Pero su “idea” no cayó muy bien en su escuela. Él sabía que posiblemente no sería bien recibida su iniciativa y fue por eso que les pidió a algunas de sus compañeras que ese día también llevaran falda.

De nada sirvió: muchos de sus compañeros lo atacaron y le hicieron bullying. Pero lo peor vino de parte de la propia escuela, porque un profesor lo increpó por llevar falda, e incluso interrumpieron la clase de matemática para obligarlo a ir al psicólogo.

Fuente: mikelgmz

“Y en el psicólogo estaban todo el rato, ¿tú te sientes tía? Y yo les he dicho, no, yo no me siento de ningún género pero si me tengo que poner alguno, soy tío”, explicó Mikel.

Después de todo… si Mikel “se sentía tía”, ¿cuál hubiese sido el problema?

Faldas a favor de Mikel.

Y como era de esperar, las reacciones de los jóvenes llegaron de inmediato. En pocas horas surgió un movimiento de apoyo a Mikel y en contra de la discriminación y los estudiantes propusieron que todos fueran con falda.

La iniciativa se extendió incluso a muchos docentes que también formaron parte de esta campaña contra la discriminación y la homofobia.

Fuente: Mike Wazous

Chicos, chicas, profesores y profesoras, se vistieron con falda, no solo en señal de apoyo, sino como muestra de que la igualdad y el respeto es algo a lo que todos tenemos derecho.

Fuente: the_____diaries

La iniciativa se extendió por todo el país y llegó incluso a Canadá.

Fuente: nahhgarch

Así fue como tantos otros se sumaron con el hashtag #ChicosConFalda y también participaron de la iniciativa en apoyo a Mikel y a todos los que quieran vestir como les venga en gana, sin tener que soportar críticas o discriminación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *