fbpx

Influencer muestra su “bigote” y dice que no le molesta lo que digan los demás.

Los bigotes en los hombres, están aceptados. Incluso les otorga un aire varonil seductor y serio que los hace más atractivos. Pero claro… en una mujer, el bigote está muy mal visto.

Joanna Kenny es una influencer inglesa que se revela contra este dictamen social y se niega a depilarse o a usar filtros en sus fotos. Ella quiere verse al natural y ayudar a derribar estos estándares de belleza impuestos que someten a las mujeres y las hace percibir una imagen distorsionada de su apariencia.

Fuente: Instagram / @joannajkenny

A todos nos cuesta aceptar algunas características físicas como “defectos” o “imperfecciones” que definitivamente, queremos eliminar y la presión es aún mayor para las mujeres.

Es por eso que pasamos tanto tiempo depilándonos, maquillándonos y aplicando todo tipo de cremas o tratamientos de belleza.

El objetivo es eliminar o disimular esos detalles de nuestro físico que no nos gustan y que son percibidos como “feos”.

Joanna quiso desafiar estos estereotipos al mismo tiempo que los prejuicios. Decidió mostrar sus imperfecciones, pero al mismo tiempo, dándoles valor. Quiere normalizar todo aquellos que está considerado como fuera de lo bello.

Fuente: Instagram / @joannajkenny

Fuera los complejos.

Y dio el primer paso con ella misma, cuando dejó crecer su bigote y contribuir a desmitificar los ideales de belleza. Quiere incitar a otras mujeres a aceptar y amar su cuerpo, con todas las imperfecciones que tenga.

En una entrevista, Joanna declaró su deseo que, el deseo de tener una piel perfecta está aún más exacerbado por los filtros en las redes sociales.

“Esta perspectiva deformada de cómo debe lucir la piel, genera un enorme absurdo al momento de tratarla”, dijo Joanna.

Fuente: Instagram / @joannajkenny

Joanna también espera animar a las mujeres a mostrarse tal cual son, dejando de aplicar filtros a su cuerpo y su rostro en las fotos. Los filtros empezaron siendo divertidos, pero hoy sólo muestran cuáles son nuestros complejos. Incluso, ha publicado fotos de sus axilas sin depilar.

El culto de la perfección en las redes sociales.

Algunas mujeres no temen subir fotos a las redes sociales en donde se las ve con kilos demás, celulitis o cicatrices; pero otras, prefieren esconder estas imperfecciones.

Fuente: Instagram / @joannajkenny

Es cuando comenzamos a usar los filtros de manera exagerada, obteniendo finalmente una imagen de nosotras que no es real.

Una encuesta hecha en Inglaterra por la Royal Society de la salud pública, determinó el impacto que tienen las redes sociales en las jóvenes de entre 15 y 24 años y se determinó que 7 de 10 mujeres decían no sentirse a gusto con su imagen y que preferían “retocarla”.

Fuente: Instagram / @joannajkenny

Un debate interesante sobre aceptarse a uno mismo tal cual es. ¿Qué opinas sobre este tema?