fbpx

Ciudad de Wuhan: de foco de la pandemia a atracción turística.

¿Cómo pudo pasar la ciudad de Wuhan de ser foco de la pandemia del Covid19 a atracción turística? Aquí te lo contamos.

Mientras en América seguimos combatiendo el coronavirus y en Europa se enfrentan a una nueva ola de contagios, en China no esperan nuevos rebrotes.

En ese país incluso, dicen que se han librado por completo del Covid-19.

Fuente: Reuters

Sólo unos pocos casos se detectan cada día y en su mayoría, se trata de chinos que han vuelto del exterior y que se mantienen aislados en cuanto llegan.

¿Resultado? Las medidas sanitarias empiezan a flexibilizarse y la vida retoma poco a poco su curso normal.

Considerando ya que la pandemia ha quedado atrás, más de medio millón de ciudadanos comenzaron a viajar dentro del país, en ocasión de la celebración de la fiesta nacional, que dura una semana.

Y el primer destino elegido por los turistas chinos es nada más y nada menos que la ciudad de Wuhan.

Volver a la vida.

Hace 10 meses, nombrar a esta ciudad eran casi como una maldición.

La capital de la provincia de Hubei vuelve a la vida, después de haber sido el epicentro de la pandemia y después de haber mantenido un confinamiento casi carcelario durante 76 días.

En las calles, las multitudes nuevamente se dan cita y en todos se aprecia una sonrisa, porque ya no es más obligatorio utilizar máscara.

Las cámaras térmicas fueron desconectadas y al contrario de lo que sucede en otras grandes ciudades del país, es habitual entrar a cualquier comercio de la ciudad sin el menor control sanitario.

Incluso, hace un par de meces la ciudad china celebraba el haber podido contener a la epidemia, y organizaron una reunión multitudinaria en un parque acuático. Todo eso, sin distanciamiento social.

Fuente: STR / AFP / China OUT

Esto generó múltiples reacciones internacionales y despertó la curiosidad del resto de los habitantes de China.

Epidemia de turistas.

Durante las primeras semanas de afluencia de turistas, alrededor de 18 millones de personas se dieron cita en la que, en otro momento fuera, una ciudad fantasma.

Así, se convirtió en la ciudad más visitada incluso, superando a Shanghai.

Primera parada obligada, la Torre de la Grulla Amarilla, una réplica de la gran torre construida en el año 223, que se ubica a orillas del río Yangtsé.

Alrededor de 15,000 personas visitan este lugar cada día, pero en la actualidad la cantidad de visitantes se incrementó en un 40% en relación al año pasado.

No lejos de allí, en las calles de Hubu, se ubican los puestos de comida callejeros repletos de gente.

Fuente: REUTERS/Aly Song

Por la noche, los turistas pasean por la ciudad o disfrutan de la música callejera.

Mientras que el resto del mundo aún batalla contra la epidemia, en Wuhan sólo parece ser un viejo recuerdo.

Causalidad y no casualidad.

Esta invasión de turistas no se da por azar. Forma parte de una estrategia por parte de las autoridades nacionales y regionales destinada a demostrar que Wuhan, puede retomar su ritmo normal.

Para colaborar en este sentido, se han abierto 400 lugares turísticos gratuitos dentro de la provincia.

Fuente: IG @flyoverchina

Pero eso no es todo, según la agencia de prensa Xinhua, más de 1000 agencias de viajes y más de 350 hoteles, participan de esta campaña apadrinada por el gobierno que, al mismo tiempo, ofrece importantes descuentos.

Wuhan, se presenta como una “Ciudad heroica” por haber superado esta crisis y el gobierno intenta al mismo tiempo, limpiar su imagen y brindar una segunda oportunidad a los ciudadanos de Wuhan.